Apresan otro implicado en muerte coronel que ya planeaba su retiro

18
La Policía apresó ayer, en La Ciénaga, a Steven Milcíades Ruiz por la muerte del oficial Daniel Ramos Álvarez

La Policía Nacional apresó a otro hombre que presuntamente está involucrado en la muerte del coronel Daniel Ramos Álvarez, y persigue activamente a otros seis por pertenecer, supuestamente, a la banda que operaba en el punto de drogas en el que le quitaron la vida al oficial, en el sector Santa Cruz, de Baní, provincia Peravia.

Se trata de Steven Milcíades Ruiz, quien fue apresado la noche del martes durante un operativo en el sector La Ciénaga, del Distrito Nacional, y de Juan Manuel Mejía Martínez, alias Chen; Julio Ernesto Matos Martínez, y otros cuatro sólo identificados como Karateka, Paco, Yeyi y Yeyito, quienes son buscados por la uniformada.

Así lo informó ayer el vocero del cuerpo del orden, Frank Félix Durán Mejía, durante una rueda de prensa realizada en la sede de la Policía.

“Nos sentimos consternados, dolidos y es por eso, que la fiesta navideña nuestra que estaba pauta para celebrase este sábado 12 fue suspendida”, dijo portavoz policial al ser cuestionado por la prensa sobre cómo se sentían en la institución por la muerte del coronel.

Al preguntársele por qué el punto de drogas no fue desarticulado antes, a raíz de las declaraciones dadas el martes por el director Regional Sur Central, Juan Gerónimo Brown, de que el primer apresado era un reconocido vendedor de drogas, Durán Mejía respondió que “las operaciones policiales son frecuentes y erradicar un punto de drogas es algo que conlleva mucho tiempo y un poquito más de inteligencia”.

“Los puntos de drogas se intervienen con una operatividad dinámica de la Policía Nacional y de los cuerpos especializados como la DNCD y el Dican. Se intervienen, pero erradicar un punto implica un sin número de operatividades en ese punto”, explicó.
De su lado, el director general de la Policía, Ney Aldrin Bautista Almonte, definió al coronel caído como un hombre entregado al trabajo y catalogó su muerte como “una gran pérdida”.

“Sin embargo, esto lo que hace es fortalecernos, hacernos más fuertes, cada día más fuertes para combatir la delincuencia. Nosotros elegimos esta profesión, la elegimos, esto es por elección y mientras estemos aquí, y eso es lo que le digo a cada policía, que con transparencia y responsabilidad, esto lo que debe a nosotros es fortalecernos más para continuar trabajando para garantizar la seguridad ciudadana y seguir combatiendo con más energía a la delincuencia”, enfatizó el jefe policial al ser abordado por los periodistas en el Palacio de la Policía.

El pasado martes, día que ocurrió el suceso, se entregó a las autoridades Rafael Antonio Díaz, mejor conocido como “Buche”, quien es señalado como la persona que le quitó la vida al oficial que residía en el sector Alma Rosa II, de Santo Domingo Este, y que anteriormente fue director de la Autoridad Metropolitana de Transporte, actual Digesett, en Santo Domingo Este.

Por el momento, las autoridades aún investigan la manera en que ocurrió el hecho y dicen no adelantarán nada del proceso para no entorpecer lo que han obtenido.

Coronel planeaba retirarse este año

Con 70 años de edad, Daniel Ramos, estaba a la espera de que le saliera el retiro, luego de haber cumplido por cerca de 40 años las funciones de policía. Tal vez pensó que el operativo que encabezaba el pasado martes era algo rutinario. Por esa razón, probablemente no utilizó el chaleco antibalas que, -como parte del protocolo debe usarse en situaciones como esa-, pese a que sabía que se adentraba a terrenos controlados por bandas dedicadas al microtráfico de drogas.

Entre lágrimas, su hija Giselle Ramos, residente en los Estados Unidos, lamentaba el deceso de su padre, mientras se preguntaba por qué razón no estaba usando el chaleco antibalas que ella le había comprado en Nueva York. “Y yo me pregunto por qué no estaba usando el chaleco antibalas que yo misma le traje, porque él no confiaba en los de aquí”, dijo Giselle.

Su hermano, Miguel Ramos lo definió como una persona seria, “incapaz de corromperse. “Él era tan serio que todavía, después de casi cuarenta años en la Policía vivía alquilado”. Será la tarde del viernes que le den sepultura a los restos del coronel de la Policía Nacional.

Fue hombre ejemplar, según el parecer de Diego Pesqueira, director de prensa de la Policía Escolar, quien dijo que el nombre de Daniel Ramos era sinónimo de honor y respeto en las filas policiales. En tanto, Rafael Ramos, hermano del malogrado oficial, solicitó a la justicia que cumpla con rol y castigue a los responsables de matar a un ciudadano que ejercía el oficio más peligro del país.

Atacan policías en Baní durante allanamientos

Momentos de tensión se vivieron en el sector Santa Cruz de Baní, provincia Peravia, donde fue abatido el coronel, supuestamente a manos de Rafael Díaz, alias Buche, debido a que moradores de ese lugar arrojaron piedras a los agentes que allanaban el lugar de los hechos. El lanzamiento de piedras se inició cuando una coronel de la Policía impidió que los propietarios de la residencia número 24, donde ocurrió la muerte, denunciaran maltratos a los comunitarios e intentaran entrar a la propiedad. Con hermetismo y miedo las personas se negaban a brindar declaraciones sobre el hecho. Más de 15 horas después de ocurrido el suceso, la escena estuvo acordonada y repleta de agentes de la Policía Científica y otros profesionales.

Get real time updates directly on you device, subscribe now.

Los comentarios están cerrados.